EL VALOR DE UN LADRILLO / PABELLÓN DE OFICINAS DE VOGELENSANGH

El estudio de arquitectura Bedaux de Brouwer (Holanda) es el autor este proyecto desarrollado para la compañía “Vogelensangh” un fabricante artesanal de ladrillos de larga historia y que en la actualidad es el único que se mantiene fiel al proceso tradicional de fabricación de ladrillos manualmente y cocidos en hornos de carbón. El objetivo del proyecto consistía en dotar a la empresa de un nuevo pabellón acorde a los tiempos actuales y que tanto el exterior como en su el interior hiciera uso de la belleza y las ventajas de la atemporalidad del ladrillo moldeado a mano. 

El pabellón se utiliza como sede corporativa, como espacio de recepción y oficinas, es un edificio complementario al de fabricación adyacente. El edificio se caracteriza por su forma alargada, cuenta con la entrada principal en unos de sus laterales. El pabellón realizado en su totalidad con mampostería de ladrillo descansa sobre un zócalo también de ladrillo. El ladrillo producido por el cliente se incorpora deliberadamente en un patrón aleatorio y una disposición sencilla. El interior del edificio se revela a través de una de las fachadas que a modo de panorama rompe con la textura del ladrillo y nos muestra el interior de las oficinas. En los espacios interiores las estancias cuentan con techos abovedados de ladrillo, inspirados en la disposición de los hornos tradicionales.

© Bedaux de Brouwer. Fotografía: Michel Kievits
© Bedaux de Brouwer. Fotografía: Michel Kievits
© Bedaux de Brouwer. Fotografía: Michel Kievits.
© Bedaux de Brouwer. Fotografía: Michel Kievits.
© Bedaux de Brouwer. Fotografía: Michel Kievits.
© Bedaux de Brouwer. Fotografía: Michel Kievits.
© Bedaux de Brouwer. Fotografía: Michel Kievits.
© Bedaux de Brouwer. Fotografía: Michel Kievits.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *