ZOEXTROPIA. LO BELLO POSTHUMANO

More

21 junio, 2019 to 22 septiembre, 2019 All Day

CENTRE DEL CARME, CULTURA CONTEMPORÀNIA

c/ Museu, 2, 46003, Valencia

  • By:

    Consorci de Museus de la Comunitat Valenciana

El Centre del Carme presenta la exposición ‘Zoextropia. Lo bello posthumano’ resultado de la convocatoria V.O. de comisariado del Consorci de Museus de la Comunitat Valenciana. Zoextropía, propone una selección de prácticas artísticas que se encuentran en la frontera entre ciencia y tecnología, y que abordan los límites entre lo humano y lo no-humano, entre lo bello y lo siniestro.

La exposición reúne las obras de Marco Donnarumma (Nápoles, 1984), Renaud Marchand, Yvonne Roeb (Frankfurt 1976), Suzanne Treister (Londres 1958) Lu Yang (China, 1979), Pinar Yoldas (Turkia, 1979) y Alan Warburton (Escocia, 1980). Zoextropía estudia nuevas maneras de pensar las categorías estéticas de lo bello y lo siniestro a través de la producción artística contemporánea y desde el contexto de las recientes filosofías de pensamiento que cuestionan el antropocentrismo.

Según María Morata “este proyecto investiga esta nueva forma de pensamiento, según la cual el poder y la inteligencia pertenecen a toda la materia y no solo a los humanos, superando así el antropocentrismo y la centralidad del sujeto del pensamiento occidental. Según esta teoría todos estamos conectados con una vitalidad independientemente de nuestra forma biológica”. Rosi Braidotti entiende el concepto de lo posthumano dentro de la práctica de la hibridación, dislocando las diferencias entre humanos, animales, plantas, bacterias y otras especies. Al mismo tiempo Eugenio Trías en su libro Lo bello y lo siniestro (1982) propone un entrelazamiento de las categorías estéticas de lo bello, lo sublime y lo siniestro, siendo esta última condición y límite de la primera. La armonía serena y equilibrada de lo bello dialoga con la extrañeza inquietante que aparece cuando lo que debería estar oculto se manifiesta, mostrando repentinamente la cara desasosegante de lo hasta ahora percibido como familiar, amable y estable.

La exposición transforma el espacio de la sala de exposiciones en una mezcla entre laboratorio científico o museo de ciencias naturales cuyas obras se aproximan a la ciencia ficción, al mundo de la cibernética, creando elementos híbridos, piezas que exploran nuevas formas de vida futuras para cuestionar el modo en el que la humanidad se relaciona con su entorno o simplemente ayudarla a conocerse a sí misma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *